TERRA OBSCURA

  • TítuloTerra Obscura Volúmenes 1-2.
  • Edición originalTerra Obscura #1-6 y Terra Obscura Vol. 2 #1-6 USA (America’s Best Comics/WildStorm, DC Comics2003-05).
  • Edición nacional más recienteNorma Editorial (dos volúmenes, cartoné, 2010).
  • Argumento y guiónAlan Moore (co-argumento) y Peter Hogan.
  • Dibujo: Yanick Paquette.
  • Entintado: Karl Story, John Dell (Terra Obscura #6), Jimmy Palmiotti (Terra Obscura #6), Richard Friend (Terra Obscura #6), Ray Snyder (Terra Obscura v2 #5-6) y Serge LaPointe (Terra Obscura v2 #5-6).
  • ColorJeromy Cox (Terra Obscura #1-6), Tony Aviña (Terra Obscura #6), Carrie Strachan (Terra Obscura v2 #1-3), Mike Komai (Terra Obscura v2 #4) y Joel Benjamin (Terra Obscura v2 #5-6).
  • Género: Superhéroes, ciencia-ficción, pulp.

“Era mi amigo, ¿sabe?

Y no se merecía esto.”

Para terminar con mi ronda de re-lecturas de la línea America’s Best Comics y de su serie más extensa en particular, Tom Strong, aún tenía pendiente su segundo spinoff. Me refiero a Terra Obscura, como así bautizó Alan Moore al mundo gemelo que presentó en el arco argumental que abarcó los números de Tom Strong #11-12.

En él, nos presentaba a la contrapartida del héroe científico en ese planeta, que no era otro que TomDocStrange. Junto a él re-descubrimos a otras versiones de personajes de la desaparecida Nedor Comics, actualmente de dominio público, como Pyroman, el Yanqui Luchador, Miss Máscara, el Fantasma Verde, Princesa Pantera, el Cruzado Americano, Lance Lewis el Detective Espacial, el Liberador, el Simio, la Mujer de Rojo, Mystico, el Escarabajo, el Imán, la Parca, el Terror Negro y su sidekick Tim, los Cuatro Camaradas

Todo un panteón de superhéroes de la Golden Age que generaron un interés inmediato y habría sido una pena desaprovechar. Y esto es lo que debieron pensar en WildStorm cuando dieron luz verde a su propio tíulo, que constó de sendas series limitadas de seis episodios. En ellas, el bardo de Northampton trazaba el plot de la historia junto a su compatriota Peter Hogan, pero le descargaba la responsabilidad del guión. No había ninguna opción más adecuada, pues el londinense ya había hecho lo propio en el especial The Many Worlds of Tesla Strongademás de encargarse en solitario de tres episodios de la serie madre, así como de sus dos secuelas Tom Strong y los Robots de la Perdición y la inédita en castellano, Tom Strong and the Planet of Peril.

Hogan demuestra estar a la altura del encargo, quizás brille más en la primera entrega donde teje una complicada trama con asesinatos y misteriosos sucesos aparentemente inconexos que, sin embargo, resultarán estar enlazados bajo la misma amenaza. La segunda historia, con alteraciones espacio-temporales es algo más predecible, pero resulta también muy entretenida. Para ello, sitúa la acción tres años después de los hechos narrados en Tom Strong y recurre a los mismos personajes e incorpora alguno más, como Águila Solitaria o el Capitán Futuro.

Para el dibujo fue escogido Yanick Paquette, cuyo estilo está en sintonía con el de Chris Sprouse, el artista principal de Tom Strong, en gran parte gracias al entintado de Karl Story (apoyado puntualmente por otros entintadores como John Dell, Jimmy Palmiotti, Richard Friend, Ray Snyder o Serge LaPointe). Aunque al mismo tiempo se diferencia gracias a su trazo ligeramente más grueso y con un uso más predominante de sombras y con las anatomías de estilizados y musculosos hombres y voluptuosas mujeres que le acercan más a artistas como Adam Hughes o Kevin Nowlan y resulta más apropiado para el estilo superheroico predominante en estos tebeos.

Por último, en el color tenemos a Jeromy Cox en la primera serie, junto a Tony Aviña en el último episodio, mientras que Carrie Strachan, Joel Benjamin y Mike Komai se reparten la segunda. Todos ellos mantienen la calidad y uniformidad que caracterizó, no sólo a la línea ABC, si no a todo el sello WildStorm.

En definitiva, un cómic muy entretenido que satisfará por igual a los que se quedaron con ganas de más tras leer Tom Strong, como a los que se acerquen con la curiosidad generada por conocer la actualización de Alan Moore de unos personajes olvidados de la Edad Dorada del cómic superheroico estadounidense.

Los principales inconvenientes son que te deja con ganas de más historias que, lamentablemente, no tuvieron lugar tras el cierre de la línea y que la última edición en castellano son estos dos tomos en cartoné a cargo de la anterior licenciataria, Norma Editorial, y por tanto actualmente se encuentran descatalogados.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s